martes, 3 de enero de 2012

Lo de Cristina Narbona no tiene nombre

Doña Cristina Narbona no es que sea una advenediza, ni una recién llegada. Es simplemente una trepa, en la mejor tradición de la política-basura española. Se puede casar con cualquiera y dejar tirado a cualquiera en la zanja en función de por dónde soplan los vientos. A decir más: me sorprende un poquito que no forme parte del gobierno de Rajoy. ¿Por qué no? Con Rajoy, cosas como ésa son perfectamente posibles. Con el listo de Rajoy, puedes tener en el gobierno a quien no sólo te puso a parir, sino que poco menos gritaba por una caza de brujas con horquillas, azadas y antorchas.

 Madre mía, vaya cromo.

Pero volvamos con Narbona. Sin duda una preclara mente socialista, intelectualmente a años luz de Doña Isabel, popular analfabeta que repite como diputada. La Narbona, formó parte del equipo electoral de Rubalcaba y al día siguiente le faltó tiempo para comprarse una ristra de ajos y alejarse del químico corriendo. A mi que me registren, yo no conozco a ese señor. Etcétera. A continuación fue a arrimarse, cual rémora con las ballenas, a esa señora nacionalista catalana, la de los dientes. Sí, hombre: esa misma que renunció sorbiéndose los mocos a presentarse en unas primarias frente al químico. Pues bueno, la Narbona, alehop.

 ¿Distribuir equitativamente el conocimiento? Hay que estar chiflado.

Claro, ahora que hay trincheras y vuelan los cuchillos, no queda otra que hablar. La Narbona, ajena a cualquier atisbo de lealtad, honorabilidad, honestidad y resto de cosas prohibidas en política, se siente como pez -iba a poner besugo pero paso- en el agua. Donde dije digo digo Diego. No, no es que Rubalqaeda, ups, jiji, no es que Alfredo no quisiera combatir la corrupción, es que no se hizo lo suficiente. ¿Que por qué no dije esto cuando paseaba por el parque con el calvo barbudo? Estooo, pues, ehm...

El nivel de cinismo de Narbona (menciono a Narbona pero esto es extensivo a todos los mustélidos de Ferraz en esta guerra civil), es tal, que es capaz de por un lado decir que Rubalcaba se puede sumar al manifiesto de Chacón y por la otra, en esa misma página, le dedican perlas como la que sigue:

Salvo en un circo desternillante o en una horrorosa pesadilla, nadie daría crédito a la noticia de que un candidato que ha cosechado los peores resultados electorales de la historia de su partido aspira seriamente a dirigirlo. (...) ...el candidato, entonces también miembro del Gobierno, se encargaba de hacer el fino trabajo jesuítico de la insidia; la crisis y la docilidad de los sectores de opinión que saludaron desde las gradas de la insufrible metáfora deportiva con un clarividente "hay partido" las marrullerías del candidato para hacerse proclamar a la búlgara...

Insisto: la Narbona formaba parte del equipo de este señor y ahora forma parte del equipo que pone a caldo a ese señor. No es solo que este comportamiento tan reptiliano sea lo normal en las cloacas políticas, es que a mi lo que más me sorprende es que la Chacón no diga: "mmm, puede que el día de mañana esta señora me clave un puñalón por la espalda que ni la Tizona". Bueno, lo de Tizona no lo dirá, en su lugar mentará al cuchillo de cortar el fuet, claro.

También cabe la posibilidad de que Narbona fuera en el equipo de Rubalcaba para ayudarle a caer y dejar vía libre a Carme. Claro que eso es muy retorcido. No dan para tanto.

Ya sabéis amigos, con la Narbona tenemos el pack completo de político español. Quizás le falta ser nacionalista, pero al ser socialista ya puede comportarse perfectamente como un nacionalista y obtener votos de los socialistas no nacionalistas, al fin y al cabo, los votantes del PSOE no es que sean precisamente gacelas intelectuales.

3 comentarios:

Tío Chinto de Couzadoiro 03 enero, 2012  

Lo de la Narbona, lo de Rubalcaba, lo de la Chacón, lo de Pepe Blanco, lo de... son cosas que no pueden sorprender. La indecencia es el signo distintivo del Partido Socialista, el que lo caracteriza por encima de cualquier otro.

Teseo 04 enero, 2012  

No se quien es esa tía, pero sí que tiene cara de bruja...

Algún día Rugalcabra, el chivo expiatorio del PSOE, será presidente del gobierno y su cara saldrá en las monedas de 2 evros.

Ricky Mango 06 enero, 2012  

¿Y para cuándo un político español con más de una neurona? Si la Constitución española fuera un documento serio, toda esa gentuza -gobierno y oposición- estarían en las colas del INEM o, como mucho, de camareros en un chiringuito de Benidorm.

Últimos programas del podcast

Archivo

Se admite el debate

Blogorrollo