jueves, 3 de marzo de 2011

+20 Clichés del space opera

Brevemente, el space opera es un subgénero de la ciencia ficción en el que se muestran viajes espaciales, batallas, imperios galácticos, civilizaciones alienígenas, etc. Obras como Star Trek, la saga de la Fundación, la saga de Ender, Known Space, Los cantos de Hyperion, la saga de Dune, la saga de los pajeños, Brigadas del Espacio y Babylon 5 son buen ejemplo de este subgénero.

Estas historias suelen tener en común un amplio abanico de explicaciones no científicas mostradas como científicas por requisito de la trama. Además, suelen compartir ciertos clichés.

Traductor universal

En un primer contacto entre dos especies alienígenas, no suele haber problemas de comunicación. Y si los hay, se solventan en cuestión de días o de horas. El caso es que aquí no se trata de Colon y los guaraníes, sino de especies que en ocasiones ni siquiera comparten el mismo universo. Para solucionar esto se usa el traductor universal, que tiene programados todos los protocolos mentales imaginables. Curiosamente, su inventor suele ser desconocido.

Sensor

Los sensores de las space opera detectan y dan datos sobre cualquier cosa imaginable. En En busca de Spock, usan el mismo sensor para determinar que el núcleo del planeta Génesis es “inestable” y también para calcular la edad de las personas. El inventor también es desconocido.

Estreñimiento

Ya sea por la comida deshidratada o por esas mallas tan ajustadas, en la space opera nadie va al baño. Es más, ni siquiera hay carteles que indican el baño en los pasillos de naves tripuladas por cientos de personas.

Planetas monotemáticos


A excepción de la Tierra y pocos más, los planetas son monotemáticos. Está el planeta-jungla, el planeta-volcán, el planeta-hielo, el planeta-océano, el planeta-desierto. Es inverosímil que planetas así puedan albergar albergar vida y existir. La vida depende de ciclos climáticos y actividad tectónica.

Motor inercial

Cuando las naves aceleran, nadie lo nota dentro. Es más, ni siquiera parecen necesitar decelerar, ya que se detienen de forma instantánea.

Naves-barco


Los militares de las naves espaciales imitan los rangos y modos de la marina de guerra. Además, hay cubiertas, botes salvavidas y demás parafernalia. No se entiende que el motor principal esté en la popa y la nave se construya en perpendicular a ese eje. Los platillos volantes están bien hechos, la Enterprise, no. Para aprovechar la gravedad artificial durante la aceleración, el motor debe estar en línea a los pies de la tripulación, no a sus espaldas.

Aceleración


Un impulso inicial a una nave en el vacío, proporciona una aceleración que deja a la nave a velocidad constante. En la space opera los motores están todo el rato encendidos, esto haría que la nave acelerase de forma continua e impediría por tanto tener una velocidad “de crucero”.

Mantenimiento

En ningún sitio hay polvo. El polvo lo forman mayormente células muertas de la piel. Se explicaría que una nave tripulada por robots no tuviera polvo, pero en una Estrella de Combate no. Además, no suele haber microchips en ningún sitio y si los hay, los repuestos son infinitos. Los motores que crean agujeros de gusano se pueden reparar con una llave inglesa en cuestión de segundos.

Ingeniería de materiales

Esa bomba atómica causa una pequeña brecha en el caso, ese torpedo de fotón sólo tira al suelo al alférez Paquito. Pero ojo, si al alférez Paquito lo empujan sobre una consola, la destrozará y saltarán chispas.

La Confederación Imperial del Mal Puro no es tan mala al fin y al cabo

1.- Jamás atacarán tu nave mientras duermes o juegas al póker.
2.- Siempre están dispuestos a parlotear un rato antes de destruirte y así aprovechas para que tu único ingeniero arregle el desborlador de fenostios con su navaja suiza y poder escapar.
3.- A su todopoderosa civilización interplanetaria siempre se le olvida ese pequeño detalle que será su perdición.

Replicador


Ésta es tan absurda que se ciñe a Star Trek. Tienen un replicador para producir comida. Curiosamente no usan esa tecnología para reabastecer su arsenal o crear un ejército de soldados mecánicos.

El moderno Prometeo


Cualquier robot o ser creado por el hombre, tarde o temprano se revelará contra su creador. Esto no se aplica a los no humanos.

El drama de ser listo

Ser muy listo siempre te llevará a carecer de emociones o a ser extremadamente efusivo. En ningún caso serás una persona equilibrada y normal. Esto se aplica a todas las especies del universo.

Recursos Humanos

1.- En una nave de miles de toneladas y cientos de tripulantes, hay un ingeniero y un médico. Suficiente.
2.- Suponiendo tres turnos rotatorios de ocho horas cada uno. Las cosas interesantes o los problemas más peliagudos les ocurren siempre a los del mismo turno.

Enfermería

Tu nave tiene cientos o miles de tripulantes, pero en la única enfermería hay tres camas.

Idea feliz

1.- Un plan tramado en diez minutos cambia por completo la distribución de energía de la nave y además acaba con la amenaza.
2.- Puedes saltarte la cadena de mando alegremente, tus superiores siempre son comprensivos y te tratarán como un abuelo entrañable.

Comunicaciones

A cientos de años luz se establecen videoconferencias en tiempo real. Esa tecnología -la más importante del universo- sólo se usa para videoconferencias.

Interfaces

Cualquiera se sienta ante cualquier estación de trabajo y es capaz de desenvolverse con facilidad. La estación de trabajo puede ser alienígena, da igual.

Civilizaciones antiguas

Siempre hay restos de civilizaciones antiguas que fueron mucho más avanzadas que la presente. Lo curioso es que sólo haya testimonio en una cueva de un planeta (ver Caballeros de la Antigua República I), cuando su expansión por la galaxia debería de hacerlas redundantes e imposibles de desaparecer.

El que tiene cara de malo, probablemente lo sea


Los klingon, que parecen mongoles, son evidentemente malos. Cuando se volvieron buenos empezaron a lavarse la ropa (¿dónde?) y a peinarse. En El juego de Ender, los malos son los insectores, etc

Tácticas de combate bizarras

Cuando hay batallas, grandes flotas de naves son destruidas en minutos. Sin embargo, una sola de esas naves puede causar más de un quebradero de cabeza al imperio malvado.

5 comentarios:

Elentir 03 marzo, 2011  

Muy buen artículo, pero se te olvidan las ruidosas batallas espaciales... a pesar de que en el espacio no se transmite el sonido, pues no tiene un medio (aire o agua por el que transmitirse. Una de las pocas películas que respecta esto es "2001".

Teseo 03 marzo, 2011  

Hay excepciones. En Galactica hacen caca y se limpian con papel.

Lo de RR.HH. es una realidad innegable.

Pablo 04 marzo, 2011  

@Elentir Cierto! Gran error! En el último videojuego de Halo también lo respetan.

@Teseo Para todas hay excepciones. Y sí, posiblemente Gene Rodenberry se inspiró en la vida real.

Teseo 05 marzo, 2011  

PSSS... En la space opera los motores están todo el rato encendidos, esto haría que la nave acelerase de forma continua e impediría por tanto tener una velocidad “de crucero”... Si esto fuera asi, en algun momento la nave podria superar la velocidad de la luz. Y ya sabes lo que le pasa a una cosa con masa positiva cuando supera la velocidad de la luz: te cargan la fisica de C.O.U. Asi que supongo que los motores los mantienen encendidos para no chocar con asteroides o con las cometas, es decir, para cambiar de direccion.

Pablo 10 marzo, 2011  

Si los motores están en la popa, no cambias de dirección.

Últimos programas del podcast

Archivo

Se admite el debate

Blogorrollo