martes, 23 de noviembre de 2010

Adoradores de Surya

 Ganesha

Es algo que he escuchado hasta la saciedad. Incluso gente aparentemente inteligente te lo dice como si significara algo. Me refiero a la tontería de decir que un tipo de Valdecencerros de Abajo defenderá "mejor" los "intereses" de Valdecencerros de Abajo que uno de Valdehurillas de Arriba.

Pues la chorrada esta se la he escuchado muchas veces a gente del Bloque (por cierto, ¿todavía existe el BNG o ya han hecho pública su atomización?).

-Es necesario llevar a alguien de Galicia a Madrid para que defienda los intereses de Galicia.

Cosa que sorprende cuando el BNG lleva como muchísimo a 3 diputados y PP y PSOE suman más de veinte diputados gallegos. Por no mencionar que aludir a los "intereses de Galicia" es llevar el tarot y la homeopatía al Congreso (por lo pseudocientífico del concepto).

¿A qué viene esto? Pues a la inteligentísima campaña de CiU: "Nosaltres fem la campanya amb la gent d'aqui. Populars i socialistes porten gent de Madrid perque els la facin. Catalunya no es una sucursal".

Una vez más repiten un mantra tan manido, antiintelectual, pesado y simple; que sorprende que haya papanatas que se lo crean a estas alturas.

 Visnú después de tomarse un yogur caducado. Creo que sale a pescar lampreas.

El nacionalismo hace mucho daño. A veces es un daño evidente: violencia física y verbal perpetrada por juventudes fascistas que dominan las facultades de letras de medio país. Otras veces es más sibilino, en forma de expolio y dispendio de dinero público en proyectos de construcción de nacioncitas de la señorita Pepis. Pero existe un tercer tipo de daño que es el daño intelectual. El elevar al debate público tonterías y absurdos que son imposibles de discutir, que solo se pueden negar.

Es decir, el nacionalismo visto como un prisma adquiere al menos tres facetas: la fascista, la ladrona y la tonta. Podemos añadirle una cuarta: la del aburrimiento. Y es que el tonto, aburre.

Estas cuatro facetas se alimentan unas a otras y si están en horas bajas siempre les queda la de usar a los tontos útiles, no necesariamente nacionalistas, que están dispuestos a pactar por razones de estado y mariscada.

-Hey, un momento, hay que respetar todas las opciones políticas.

Otro mantra. Soy incapaz de respetar todas las opciones políticas. A lo sumo, tolero diferentes opciones y espero que la gente que vota esté informada. Y que el votado cumpla la ley y los límites que se le marcan. La diferencia con la bobada de "respetar todo" es abismal.

Mantra Gayatrí:

4 comentarios:

Teseo 23 noviembre, 2010  

Es que los nazionanistas son de pura raza galega, sin mezcla de frisona (aunque algunos,si).

Ganesha esta rodeada de bombillas de 45W y tiene una libretita de espiral con una cruz gamada.

Teseo 23 noviembre, 2010  

Jo, el mantra ese no hay dios que lo soporte...

Pablo 23 noviembre, 2010  

Sí, deben ser las bombillas de bajo consumo de Miguel Sebastián. Hay millones que todavía esperan en los almacenes de correos.

Hay versiones mejores del mantra este. A mi me recuerda a los Hare Krishna de Aterriza como puedas.

Peliculón, por cierto.

Teseo 25 noviembre, 2010  

Ah!... Te refieres a la cancioncilla esa de los monjes butaneros calvorotas...

Últimos programas del podcast

Archivo

Se admite el debate

Blogorrollo