miércoles, 27 de enero de 2010

iPad


Las tres primeras cosas que dije tras ver la presentación del último juguete de Apple: aparatoso, lento y caro.

El nuevo cacharro que con fruición esperaban los fanboys de Apple se llama iPad y es como un iPhone gigantesco (algo menos del tamaño de una carpeta, 9'7"). Un procesador de 1Ghz y capacidades desde los 16Gb a los 64Gbs. No han hablado de la memoria.

Lo han tratado de vender muy bien: se pueden leer periódicos online con comodidad, jugar a algunos juegos, y hasta leer libros comprados en iBooks, que al estilo de iTunes con las canciones, se podrán descargar por unos 10 euros (¿quién? no lo sé).


El nuevo iPad, sin desmerecer su tecnología (1,27 cm de ancho, 10 horas de batería), no sé muy bien en qué sector pretende competir. Lo de "teléfono inteligente" no se lo cree nadie, un e-book tampoco es. Y si quiere competir con los netbook, pues permítanme decirles que las prestaciones medias de los netbook, peso, duración de la batería, portabilidad y demás características superan ampliamente las del iPad.

Vamos, que no me veo en el metro con tremendo cacharro.

2 comentarios:

Hugo Montero² 21 septiembre, 2010  

Porque publican comentarios sin sentido, al menos te hubieras esperado a que saliera y lo probaras. Cuando entiendas el fin de una netbook...veras como supera ampliamente un iPad...a una netbook...

Hugo Montero² 21 septiembre, 2010  

Porque publican comentarios sin sentido, al menos te hubieras esperado a que saliera y lo probaras. Cuando entiendas el fin de una netbook...veras como supera ampliamente un iPad...a una netbook...

Últimos programas del podcast

Archivo

Se admite el debate

Blogorrollo