sábado, 7 de noviembre de 2009

El crucifijo en las aulas

Menos mal que en la UE se aplica el Derecho Continental y no la common law, porque si no, la última sentencia del Tribunal de Estrasburgo iría a misa. Bueno, a misa precisamente no.

Resulta que una señora denunció a Estrasburgo que quitaran el crucifijo del aula a la que asiste ella o su hijo. El Tribunal le dio la razón, condenó al estado italiano a indemnizarla con 5.000 euros por "daños morales" y el ateísmo militante vuelve así a ganar otra batalla. (Por cierto, a mi me causa daño moral una infinidad de cosas, quiero mi dinero).

Este es un tema delicado y sobre el que se puede hablar largo y tendido. Podemos aducir que un crucifijo de madera colgado en la pared provoca alucinaciones en los críos que les impulsa a ir a misa para mostrarnos en contra del adoctrinamiento de los objetos inanimados. Por la otra banda, podemos referirnos a lo que significa Europa u Occidente y a cómo la larga tradición cristiana forja lo que nos rodea, lo que consideramos civilización. Ambas son las premisas básicas de uno y otro lado.

Yo os pido ir un poquito más allá. Yo creo que haber o no un crucifijo en un aula (o una menorah o lo que sea), debe responder a la voluntad de padres y profesores de ese centro en concreto. Es más, defiendo que el currículo académico de un centro, sea formulado por el propio centro y no mediante una ley nacional o autonómica (ni mucho menos europea).

Claro que este panorama es demasiado utópico. Para los homicidas que nos dirigen, es muy jugoso decirnos cómo educar a los chavales. Formar ejércitos de siervos. Máquinas con sistema gastronintestinal que desfilen hacia la vacuidad total con el paso firme, la mirada aterrada y toda su vida manejada de la cuna a la tumba.

Por último, no sé qué clase de reptiles comunistas forman el Tribunal Europeo de Estrasburgo, pero retirar símbolos religiosos no va a favor de la libertad religiosa, sino en contra.

Y para terminar, algunas recomendaciones a los amancebados hijos de Europa a quienes les gusta redactar muchas leyes y reglamentos para salvaguardar la equidistancia religiosa no-ofensiva y genuflexa:

  • Que les cambien los nombres a los planetas. Son nombres de dioses paganos, me resultan muy ofensivos.
  • Por la misma razón, hay que cambiar los nombres a los días. Los pueden poner como en portugués: primeira feira, segunda feira,...
  • El Partenón que domina la Acrópolis ateniense es un templo pagano. Que lo dinamiten definitivamente. A poder ser, que se encarguen los turcos.
  • El reverso de las monedas de 1,2 y 5 céntimos españolas. Las monedas eslovacas que tienen la doble cruz. Todo fuera. Pongamos en su lugar cuadrados, triángulos y demás figuras geométricas no ofensivas. (Esto seguro que ya lo propuso Alcaraz o algún otro animal de Izquierda Hundida. Juas).
  • Las vacaciones de Navidad. En Cataluña ya están haciendo grandes avances en este campo: Fiesta de Invierno, es algo mucho más multicultural y respetuoso.
  • Jueves y viernes santo. Hay que quitarlos. Eso sí: no seré yo quien le diga a los sindicatos que en esos días hay que trabajar.
  • Las banderas de Asturias, Galicia, Aragón, etc llevan símbolos cristianos. Sustituyámoslas por banderas blancas, para evitar favoritismos e indicar que nos estamos rindiendo.
Que es exactamente lo que estamos haciendo.

4 comentarios:

Teseo 08 noviembre, 2009  

Aqui no hay respeto ni hay cultura ni nada de nada. Pobre Mahoma, mira que quitarlo de las aulas... ¿De verdad le pagaron a la vieja beata 5000 euros? Oiga que a mi tambien me supone un daño inmoral de esos... o aunque sea la mitad del daño.

Eduardo de la Fuente 08 noviembre, 2009  

Cuando a uno le caiga un "marrón" encima, propongo que en lugar de la expresión "vaya cruz que llevo", diga "menudo cuadrado llevo".

Más que nada es para no herir sensibilidades.

Por cierto, si quitamos los crucifijos no quiero ver ni un hiyab, ni una kipa, ni cualquier referencia religiosa. Eliminemos la paga extra de Navidad y las fiestas de "invierno" y "primavera" que serán días laborales. A los niños, que les den, que los Reyes Magos tampoco son bienvenidos (ni Papa Noel ni chorradas similares de las tradiciones).

Más, más, más... Dejemos que desde la izquierda se siga hablando de tonterias para mantenernos en la inopia de lo que realmente importa: el paro, el Alakrana, el desastre de la política exterior, la corrupción...

Un saludo

Teseo 08 noviembre, 2009  

Psss... celebremos las fiestas de Mitra en lugar de la Navidad, el Halloween como fiesta española de toda la vida, regalos a los niños por el conejo de Pascua y sobre todo que sean festivos el nacimiento de Zapatero y de Rubalcabra.
El objetivo es no rascarla.
Pero yo quiero mi indemnizacion por quitar a Buda de las aulas ¿o era Mahoma?
Suena el telefono... es Aido, dice que el del crucifijo era Franco. Acabaramos.

Pablo 08 noviembre, 2009  

Veo que me he explicado con claridad. Bien.

Últimos programas del podcast

Archivo

Se admite el debate

Blogorrollo