miércoles, 30 de julio de 2008

Pinzonadas

Crónica del segundo viaje de Cristóbal Colón a las Indias escrita por uno de los marinos y reflejada en el libro "Cronistas de Indias: antología".

Mientras estaba en la barca, hice cautiva a una hermosísima mujer caribe, que el susodicho Almirante me regaló, y después que la hube llevado a mi camarote, y estando ella desnuda según es su costumbre, sentí deseos de holgar con ella. Quise cumplir mi deseo pero ella no lo consintió y me dió tal trato con sus uñas que hubiera preferido no haber empezado nunca. Pero al ver esto (y para contártelo todo hasta el final), tomé una cuerda y le di de azotes, después de los cuales echó grandes gritos, tales que no hubieras podido creer tus oídos. Finalmente llegamos a estar tan de acuerdo que puedo decirte que parecía haber sido criada en una escuela de putas.




2 comentarios:

esclerosis tuberosa,  31 julio, 2008  

Seria Juan de la Cosa, de la nao la Gallega, todo un caballero y muy amiguito de Colon...Por cierto, ¿que hacia el almirante en los billetes de 10000 liras de antes? ¿Habrá algún ceporro fuera de Italia que siga diciendo que era italiano? Colon tiene tanto de italiano como Napoleon de frances o Mutis de colombiano ¡Hala!

Pablo 01 agosto, 2008  

Todo el mundo sabe que Cristovo Colombo era de Pontevedra.

Últimos programas del podcast

Archivo

Se admite el debate

Blogorrollo